Importancia de la Resistencia Muscular En La Vida Cotidiana.

¿Qué te viene a la mente con la palabra “resistencia muscular? Quizás ¿la capacidad de correr una maratón? O de ¿completar el entrenamiento sin tener que preocuparnos de cuánto nos dolerán las piernas al día siguiente? No existen dudas en el hecho de que la resistencia en los músculos mejora el performance deportivo. Pero lo cierto es que también la necesitamos en muchas otras situaciones de la vida.  

 Potencia tu resistencia muscular con un entrenamiento regular y asegúrate de la posibilidad de vencer estos cuatro desafíos cotidianos que la vida te impone para que los puedas afrontar con mayor facilidad.  

1.    Sprint Casero

No es una novedad que las actividades que llevamos a cabo en la vida cotidiana, tales como subir las escaleras con las bolsas de las compras o ayudar a algún amigo a cargar algo, requieren una cierta resistencia muscular. Si respetas un plan de entrenamiento con constancia, muy pronto verás que la postración que experimentas a menudo cuando haces tus tareas cotidianas será sólo un recuerdo.

2.    Dile No A Las Lesiones

Hacerse daño no es de agrado para nadie. Desgarres, tendinitis, y otros son todos consecuencias no deseadas que se pueden presentar cuando se tiene un estilo de vida sano y activo. Por suerte, con la dosis adecuada de entrenamiento, muchas lesiones pueden ser evitadas.

Te recomendamos potenciar tu propia resistencia muscular para reducir la probabilidad de hacerse daños por un esfuerzo físico o un uso excesivo de los músculos que normalmente son más solicitados durante la jornada.

De hecho, los músculos más fuertes son capaces de adaptarse mejor a factores de estrés tanto físicos como ambientales.

Contrastar el Envejecimiento

Se dice que la edad es sólo un número, pero es difícil ignorar los notables cambios que el cuerpo humano sufre cuando envejece. Alrededor de los 40 años de edad, se inicia gradualmente a perder masa y fuerza muscular. La actividad muscular es menos eficiente a medida que avanzan los años, por tanto, en pocas palabras un músculo viejo produce menos fuerza con relación a un músculo joven, haciendo más difícil terminar las tareas cotidianas.

Si reforzamos los músculos con un entrenamiento constante, puedes contrastar algunos de los cambios relacionados con la edad que provocan una debilidad muscular.

Mejores Rendimientos Deportivos

Entre los beneficios más evidentes del entrenamiento muscular se encuentra el incremento de las capacidades atléticas. Desarrollar una cierta resistencia muscular permite llevar a cabo una actividad por un período mayor antes de que empecemos a sentirnos cansados.

Además, los músculos logran soportar mucho más peso, pudiendo superar más retos y desafíos.

¿Qué Estás Esperando?

Ha llegado el momento en que inicies a preparar tu cuerpo para vencer los desafíos de todos los días. Recuérdate que, el dolor que sientes hoy será la fuerza de mañana, por tanto, no tengas miedo de dar el máximo.

Cuando nos sentimos más fuertes, repotenciados, llenos de energía, y que podemos desarrollar con facilidad muchas de las tareas del día a día, esto también favorece nuestra autoestima y el modo en que percibimos el mundo exterior.

La resistencia muscular no es algo que sólo aplicas cuando realizas ejercicios en el gimnasio, o cuando sales a correr, forma parte de la naturaleza humana, ya que el hombre desde la época de la prehistoria fue diseñado para estar en movimiento. Por tanto, mantente activo, y evita a toda costa el sedentarismo, que sólo te hace sentir flojo y perezoso para hacer deportes, te debilita y resta eficiencia en la ejecución de actividades físicas.

Así que muévete, salta, sal a correr, haz ejercicios, piensa en tu salud, y en los beneficios que puedes obtener de la actividad deportiva.